jueves, 28 de abril de 2016

Abandono II

Y si en esta vuelta
Donde no te pude acompañar,
¿Te pierdes en otras piernas?

Ay, palomo
Nunca se qué dolor nuevo me traerás

Es injusta esta novela
No hay malos
Nadie termina siendo bueno...
Yo me apuñalo con profunda violencia
Suspirando al revés
Conteniendo el amor inmenso
que te tengo, palomo


Mi pecho ya no tiene latido







miércoles, 2 de diciembre de 2015

Perfume

El envase puede cambiar de forma

Si pasas por su lado
y ya lo conociste
te hipnotiza
y estremece hasta los huesos

Piensa que
cuando un halo desde su cuello
despierta al cerebro
que de repente siente
El alma se pega
como un adicto

De escenario aromático:

El ahogo del cuerpo al encontrarse
a solas
el momento de la primera unión
explosión de sabores
los abrazos miedosos
los silencios nerviosos
los pensamientos enamorados
y las promesas de amantes frente al mar

El alma que se queda amando
lo que el espíritu trasciende en los abrazos
el ahogo del cuerpo al encontrarse
la brisa que se transformó en aroma
el aroma que se hace brisa
y que se ha instalado
como el nuevo perfume
prendado en el cuerpo.

Abandono

En el fondo estás escondido
Terco y orgulloso
miedoso y depresivo
con la coraza de plástico
conflictivo
perdido y analítico
poético
nunca vomitas rápido
la rabia
te guardas y sedimentas
el discurso más podrido
y un día te sueltas
me amas
y te pierdes al brío

La patología del dolor

/Si no canto lo que siento,
Me voy a morir por dentro/ (Spinetta)

He de sumergirme a ratos en el dolor
He de investigar mi cuerpo
para detectar cualquier pizca de culpa, 
y sentir dolor

No iré al médico.
Me dejaré estar

Fumo para adormecer
las ganas de verte
me pierdo y bebo hasta borrarme
para tragar algo menos que
amargura

Hace un  tiempo me he despojado de la culpa
pero aún sigo disfónica.

Por momentos se que será el final
y que todo va a explotar
Siento alivio
a ratos maldad
algo así como necesidad de escapar
de saber dónde estás. 

He tomado el dolor como mi estandarte
porque en vez de estar sin sentir
sufrir me desequilibra
para no estar en cero
y sentir que mi vida no vibra
ni siquiera en algo
que me haga despertar
en los días en que el sol no llega a mi cara
y en que mis cortinas
jamás se abrirán.

Dolor



Una fuerte presión en las sienes
Hacia la frente

Un chillido enfermo constante
Entrando por un par de oídos inflamados

Amígdalas purulentas
Y saliva que sabe a metal

Garganta seca
Estómago nervioso
Terreno árido con espinos que traspasan mis zapatos viejos

Cicatriz entreabierta
Postparto de pérdida

Piernas temblorosas
Delirium tremens
Intoxicación

Los pies bajo el cemento
Las piernas que no te sostienen

Un cuerpo bloqueado por la moral

Una jaula con aves malformadas
Tú y yo lejos
El secreto
El abandono
La traición


La historia se diluye
Nunca probamos
No nos alcanza

miércoles, 8 de abril de 2015

Deci mal

De repente abro los ojos
revolución amorosa
un palomo que se queda
riéndose en mi ventana
contento en las mañanas
cuando le toca estar cerca
me paraliza las piernas 
me revuelve la cabeza
martiriza mi entereza
no me abraza, ni me besa

Camino con el pecho abierto

Camino con el pecho abierto,
Soy todo lo que ustedes piensan

Aquí me transformé mil veces
Y volví a caminar intacta

Aquí deje pasos y lazos débiles
Lágrimas prematuras absorvidas por la tierra con olor a bosta.

En la mesa chismosa
Fui protagonista.

Aquí desnudé mis primeros secretos
La primera vez que descubrí mi lecho
Con el estómago flotante y nervioso
Con el sentimiento puro y eterno

Conquisté mis propias cimas...

Hoy
Siembra débil ha de mosquearme
Maceta seca a lo largo del tiempo
Terreno eriazo 
Con gente citadina de alma pobre 
Asegurada y arribista

La ciudad infestada en poses
...


Chilwé
Tierra fértil repleta de canciones
Vuelvo a amasar tu aire fresco

Isla de paraísos infinitos
Seguiré brotando a lo lejos
Tu cogollo de multicolor
Invadido por el inmenso mar
Largo mantel de sales 
Cobijantes, sanadores.

Chilwé
Solo creciendo en tu cordillera
Pude tocarte
Y a tu cielo mezquino de amores
Y repleto de horizontes